¿Cómo sumarle valor a tu marca?

El famoso valor de marca se refiere nada más y nada menos que a las características extras del producto o servicio que vendes, las cuales te van a diferenciar de tu competencia; es decir, tus clientes te diferenciarán y preferirán  por ese “plus”. Algunas de las categorías que pueden ayudarte a generar dicho valor son las que te mostramos a continuación:

1 La mejor atención: La atención al cliente es muy importante, pero sobre todo la atención personalizada, eficiente y amable será lo que el cliente siempre agradecerá. No olvides que el tiempo de respuesta debe ser óptimo (entre más rápido mejor).

2 Buen producto: Considera en  tu negocio algo que ofrezca alegría, estilo de vida, belleza, salud y bienestar (tanto interior, como exterior); pues es lo que habitualmente el consumidor busca. 

3 Experiencias placenteras

No importa si tu negocio es físico o no, crear atmósferas y sitios diferentes harán una experiencia inolvidable. Muéstrate y sé accesible siempre. 

¡Lo quiero ahora! Es lo de hoy y los consumidores están más ocupados que nunca; así es como la tecnología móvil les ayuda a mantener el ritmo. Por ello están empezando a esperar más de las empresas y a desear que sus productos y servicios sean entregados de manera tan rápida y simple como sea posible. 

4 Tendencia: encontrar las nuevas formas de consumo.

Los nuevos consumidores están priorizando su salud, felicidad y simplicidad, y están dispuestos a pagar más por conseguirlas. Es así que hacen uso de aplicaciones y servicios personalizados para crear un producto únicamente para ellos. En América Latina el 45% de las personas prefieren gastar en productos y servicios de mayor calidad, siempre que los hagan sentir que están cuidando su salud y su apariencia.

5 Responsabilidad social y compromiso con el medio ambiente.

La contribución al mejoramiento social tendrá como resultado un desarrollo positivo de las comunidades en las que se encuentran, y al mismo tiempo también se verán beneficiadas, con la  mejora de imágen pública de tu negocio y el prestigio comunitario se incrementa.

Hacer el uso de materiales o servicios que te ayuden a economizar y al mismo tiempo reducir el impacto ambiental, acciones como el reciclaje o el fomento a buenas prácticas ambientales y sociales también son tomadas en cuenta por el cliente y este lo agradece. 

 

Share: